Kewl Covarrubias

¿Quieres tener la prosa polifónica de Cervantes? ¿El verso gongorista de, um, Góngora?

Covarrubiator recibe un trozo de texto moderno y lo convierte en texto tal y como se habría escrito e impreso durante el siglo de Oro.

Más o menos.

En realidad, no va a hacer que suenes como Cervantes. Es solo un juguete que hace varios cambios léxicos, morfológicos y tipográficos (y en mucha menor medida, gramáticos) para que el texto resultante recuerde vagamente a los rasgos y hábitos lingüísticos de la época.

Estos son algunos ejemplos de los cambios que introduce:

  • Tipográficos:
    • Ese larga («ſ»)
    • Ligaduras («ff», «fi», «ſſ»...)
    • Abreviaturas con virgulilla («ãtes» por «antes», «q̃» por «que»...)
  • Morfológicos:
    • Contracciones («della» por «de ella», «dese» por «de ese»...)
    • Cambios vocálicos («invidia», «escrebir»...)
    • Recuperación de grupos consonánticos («asumpto», «auctor»)
    • Reducción de grupos consonánticos («conceto», «setiembre», «diciplina»...)
  • Ortográficos:
    • Cedilla («ç») en lugar de «z»
    • «x» en lugar de «j»
    • «v» en lugar de «u»
    • «u» en lugar de «b»
    • ...
  • Léxicos:
    • «brutez» por «brutalidad»
    • «amistanza» por «amistad»
    • «adamante» por «diamante»
    • «adestría» por «destreza»
    • ...